Todos los artículos

5 consejos para hacer más llevarero el verano a tu perro

5 consejos para hacer más llevarero el verano a tu perro

"Mi perro busca sombra desesperadamente"

"Mi perra jadea muy enérgicamente y bebe agua sin parar"

"No para...se mueve de sitio cada dos por tres..."

¿Te suena?

Si tu perro y tú tenéis una lucha por estar en primera línea ante el ventilador, es probable que tu perro esté pasándolo verdaderamente mal con las altas temperaturas e incluso puede llegar a sufrir un golpe de calor ¡así que apunta estos 5 consejos para hacerle más llevadero el verano!

1) Cepillar y recortar sí, rapar no. 

¡Cuántos perros son rapados cada mes de junio! ¡ERROR!

El manto es la protección de la piel, si rasuramos dejamos la piel muy expuesta al sol y al contrario de lo que se cree, el perro pasará aún más calor, porque la fuerza de los rayos incide más directamente sobre la piel.

¿Qué hacer entonces? Pide al peluquero canino que le de un buen cepillado o bien le "recorte" el pelo, es decir, que le rebaje o quite volumen para que así se sienta más ligero y fresco, ¡pero que no te lo rape!

RAPAR NO CEPILLAR SI

Ilustración de Maskokotas Academy

 

Y por supuesto, haz un mantenimiento toda la temporada, realiza cada pocos días un buen cepillado que elimine capas de pelo muerto ¡que eso sí que da calor!

¿Qué cepillo elegir? Ahí va una pequeña ayuda

 

2) Hidratación a tope

¡Agua y más agua!

No olvides dejar siempre mucho agua a su disposición, cambiaselo cada poco e incluso añádele unos hielos.

Si vas a las calle no olvides llevar un bebedero portátil con el que poder darle agua de cualquier botella o fuente.

Beviqui el bebedero portátil

 

3) Camas, bandanas, collares refrescantes

Su nuevo lugar favorito en el mundo: ¡una cama fresquita!

cama refrescante

Hay muchas opciones refrescantes para bajar la temperatura corporal de tu perro con las que evitar los golpes de calor: camas, collares, bandanas... ¡En cuanto lo pruebe no va a querer tener cerca otra cosa!

4) Juguetes refrescantes

Ayúdale con estos juguetes para perros que se pueden congelar y resulten ser especialmente refrescantes además de que así, le obligan a beber e hidratarse sin darse cuenta, ¡echa un vistazo a estos de Rosewood! 

 

5) Pasea en "horas bajas" 

Intenta que los paseos sean a primera hora de la mañana o a partir de las 18h, evitando así las horas centrales de el día y que el sol os achicharre.

Si no se puede, acorta el tiempo del paseo y busca parques donde haya numerosas sombras, árboles y fuentes donde poder refrescarle. ¡O donde darse un chapuzón!

Y por último... ¡compartir es vivir! Cede tu ventilador, a tu perro también le gusta el airecito en la cara ;)

¿Alguna idea más? ¿Te ha gustado este post?

¡Comparte, comenta, todo es bienvenido!

 


Anterior
Siguiente

0 comentarios


Dejar un comentario